Cobra Kai: La serie donde gobierna la nostalgia.

La saga “The Karate Kid”¸ una fusión entre artes marciales y drama adolescente iniciada en 1984 dirigida por John G. Avildsen y protagonizada por Ralph Macchio, es un hito de la cultura popular, una de las cintas ochenteras por excelencia y la película más taquillera de su año de estreno, lo que dio paso a una saga entera conformada por cuatro películas.

Y fue así como 34 años después, en 2017 gracias a You Tube Originals tuvimos el estreno de la ahora exitosa serie producida por Netflix, Cobra Kai, que narra la historia de nuestros personajes de la primera cinta, pero 34 años después, la cinta se centra en dos de los personajes principales Daniel LaRusso (Ralph Machio) quien ahora es un exitoso vendedor de autos y Johnny Lawrence (William Zabka) quien parece no haber dejado atrás el pasado y vive atormentado en su pasado.

Netflix será el nuevo hogar de “Cobra Kai”, la serie basada en la saga “Karate  Kid” – Prensa Libre

La pregunta aquí es: ¿Qué es lo que hace de Cobra Kai un éxito? No, no se trata de una serie pensada para ser algo complejo, pues todo el peso de esta cae en sus diálogos y los conflictos nacen a raíz de situaciones sumamente absurdas y ridículas. No, no se trata de su complejidad cinematográfica pues sus planos son burdos, aburridos y excesivamente ridículos. No, no se trata de sus actuaciones porque a pesar de tener a actores conocidos como lo es Macchio, el resto de sus protagonistas -La mayoría adolescentes- son actores planos y con poca capacidad actoral para entregar algo serio y lleno de drama. Entonces, ¿De dónde nace la razón del éxito que ahora es Cobra Kai? Pues, se trata nada mas y nada menos que de el ya conocido y muy recurrido poder de la NOSTALGIA.

Netflix: ¿Es buena la serie Cobra Kai? - Cine y Tv - Cultura - ELTIEMPO.COM

Es notorio desde su primera temporada que la nostalgia es la clave, y toma poder al darse cuenta que toda la primera temporada se trata de la misma premisa de la primera entrega de Karate Kid pero con nuevos protagonistas que al mismo tiempo interactúan con los protagonistas de la saga original y que incluso hace “referencia” a los mismos planos utilizados en dicha cinta. Es un cambio de papeles en donde el personaje de Lawrence deja de ser pupilo para convertirse en Sensei mientras que el personaje de LaRusso toma el mismo camino y conforme avanza temporada tras temporada van desenvolviendo más recuerdos nostálgicos y fan service hasta en la música que saben que emocionarán a los fans de hueso colorado mientras que entretiene al nuevo público al que está dirigido, lo que hace que el espectador -Sobretodo quienes crecieron con esta saga- se sientan acogidos al ver lo que esta serie es y lo que esta calca tan exactamente lo que era la saga original de películas.

La serie está llena de coreografías estupendas y es una serie muy adictiva por esa misma razón además es bastante entretenida y representa en su totalidad lo que la saga original es, y es por eso que a la gente le gusta tanto pues esta ridiculez los desconecta de la realidad y a pesar de ser un drama parecido a una telenovela con patadas y golpes sigue siendo representativo de lo que la saga Karate Kid es desde sus inicios. Es una serie para sentirte rudo/a mientras la vez al mismo tiempo que pasas un momento de desconexión y de entretenimiento total.

AGREGAR COMENTARIO

NEWSLETTER

ESCUCHA NUESTRO PODCAST